Te cuento todo sobre las fajas reductoras

 Hoy te explico todo sobre las fajas reductoras: qué son y cómo se usan.

¿Qué son las fajas reductoras?

 

¡Hola!

El otro día, hablando con mi hija Laura, nos dimos cuenta de algo que me sorprendió bastante… ¡ya casi es diciembre! ¿pueden creer que faltan sólo dos meses para el último mes del año? No sé si es lo mismo para ustedes, pero para mí los días del 2020 se han pasado volando. Porque, aunque hemos estado en cuarentena gran parte del año, también hemos tenido la oportunidad de pasar por experiencias únicas e irrepetibles. ¿Cuántos de ustedes han podido pasar más tiempo en familia? ¿cuántos hemos aprendido nuevas habilidades, o hemos tomado cursos que teníamos pendientes? ¿cuántos realmente hemos aprendido que la vida se puede disfrutar de otras maneras de las que estábamos acostumbrados?

Si varios de ustedes se sintieron identificados con estas preguntas, están en mi equipo. Este año ha sido muy diferente de lo que esperábamos, pero ¡también lo diferente es bueno! El 2020 nos ha obligado a hacer cosas que antes no hacíamos, a cambiar rutinas y buscar reinventarnos, y renovarnos en cierto sentido. ¡Este año realmente ha sido un año de reflexiones!

Siguiendo en el camino de las reflexiones que realizamos con Laura, es que ya se están acercando varias de las fiestas que muchos colombianos amamos, como la Navidad y el Año Nuevo. Donde vivo también se conmemora en noviembre el Día de Acción de Gracias, donde las familias se reúnen con sus seres queridos, realizan pequeños banquetes y hablan de las cosas de las cuales están agradecidos. Honestamente, no sabía mucho esta tradición al principio, pero cuando me la explicaron, ¡quedé enamorada! Me pareció muy lindo el poder tener una celebración donde el objetivo principal es agradecer. Agradecer por nuestras familias, por nuestros amigos, por nuestros trabajos, por nuestra salud, y por nuestras vidas. Agradecer la oportunidad de estar juntos bajo estas circunstancias me parece una cosa maravillosa y muy positiva para nuestras vidas.

Volviendo a lo que mencioné anteriormente, ¡la navidad también es de mis fiestas favoritas! Me encanta poder reunir a todos mis hijos y pasar tiempo en familia, compartir las experiencias que hemos tenido durante el año, conocer lugares nuevos, y obviamente, ¡comer delicioso! Las fiestas son definitivamente, mi época favorita del año. Sin embargo, hay algo que a veces me da un poco de susto: todas las comidas que solemos hacer durante esta época.

Les he mencionado varias veces que hay varias claves para adelgazar y lograr la mejor versión de nosotros mismos, entre ellas, el conocer nuestras metas, elegir aliados inteligentemente (como las fajas y personas de confianza), realizar ejercicio, comer más saludable y hacer seguimiento de nuestro progreso mientras aprendemos a querernos más. Hoy les cuento que ¡todo esto debe aplicarse también durante las épocas de fiestas!

Fajas Colombianas reductoras

Reunirnos con nuestros seres queridos debe ser un motivo para festejar juntos y agradecer las bendiciones que hemos recibido durante el año. Estas reuniones deben ayudarnos a recargarnos emocionalmente para comenzar un nuevo año con ¡toda la actitud! Claramente, es un tiempo para disfrutar, pero no por eso debemos olvidar que debemos cuidar nuestros cuerpos de los excesos y malos hábitos que pueden aparecer durante estos meses. Pasar tiempo en familia no significa que debamos sólo sentarnos a comer, también podemos hacer cosas diferentes, divertidas, y ¡que nos ayuden a mantenernos activos!

En mi familia, por ejemplo, nos encanta viajar a algún lugar con playa cuando nos reunimos. Amamos ver el mar, e intentamos mantenernos en movimiento durante nuestros viajes. Generalmente vamos a nadar varias veces al día, caminamos mucho por la playa, o participamos de juegos activos como el voleibol o el tenis de playa. También disfrutamos probando comida diferente, pero ¡ojo! todo en moderación.

Las fiestas son tiempos de celebración, y como toda celebración, el sentirnos lindas o sentirnos guapos aporta a que todo se disfrute mucho más, ¿verdad? En esto, y en muchas cosas más, ¡las fajas reductoras serán nuestras mejores aliadas!

Por este motivo, hoy les quiero contar particularmente cómo las fajas reductoras nos pueden ayudar y cómo usarlas apropiadamente para sacarle el mayor provecho.

¿Qué son las fajas reductoras?

Primero que todo, recordemos que las fajas tienen varias funciones, y si bien hay fajas que tienen funciones específicas, como las de maternidad o las post quirúrgicas, la mayoría tienen la función de moldear nuestro cuerpo y hacernos ver mucho mejor en los atuendos que escojamos. ¿Recuerdan cuando nuestras abuelas nos hablaban del corset , ese elemento mágico que las hacía lucir una figura envidiable? Las fajas reductoras son, en pocas palabras, la versión actualizada y ampliamente mejorada de esos elementos que ayudan a mejorar nuestra figura.

Utilizadas a la par del ejercicio y la buena alimentación, las fajas nos ayudarán a distribuir de forma uniforme la grasa en nuestro cuerpo, y al distribuirla, nos ayuda también a reducir ciertas áreas con las cuales no estamos tan felices. La razón de ser de una faja reductora es ayudarte a moldear tu cuerpo de acuerdo con lo que tú deseas, y así aumentar tu autoestima al reducir las medidas que estás buscando.

Las fajas reductoras pueden ser usadas perfectamente todos los días, ayudándote a tener una figura perfecta y delgada en cuestión de minutos, y asegurándote además que estarás cómoda y cómodo durante toda tu jornada.  También existen fajas reductoras especialmente diseñadas para cuando haces ejercicio, que te ayudan a eliminar exceso de liquido en la zona abdominal, y a mantener tu postura durante los ejercicios que realices.

Las fajas tienen un efecto modelador inmediato, y están confeccionadas en un material especialmente diseñado para comprimir ciertas zonas de tu cuerpo. Estas fajas también tienen el beneficio de ayudarte con tu postura, al mantener el área abdominal más firme y soportar mejor así tu zona lumbar y tu espalda.

En lo personal, opino que las fajas reductoras son ideales para ¡todos los aspectos de la vida!

Este tipo de fajas nos ayudan a moldear nuestro cuerpo y adaptarlo a lo que soñamos ver, nos ayudan en el proceso de adelgazar y ayudan a que nuestra autoestima aumente al colocarnos esos atuendos con los que buscamos lucir espectaculares… y ¡realmente vernos espectaculares! Ya sea en las fiestas, o en cualquier evento y día del año, realmente las fajas reductoras son siempre la mejor opción.

Para ver más razones por las cuales usar una faja, puedes visitar mi post anterior al respecto.

 

¿Cómo se usan las fajas reductoras?

Cuando decidimos usar una faja reductora, lo primero que debemos hacer es entender qué parte de nuestro cuerpo queremos moldear. Al visitar nuestra tienda online, o una tienda presencial en la ciudad donde te encuentres, debemos ser específicos en lo que buscamos. Existen fajas para reducir cualquier parte de nuestro cuerpo, entre ellas, fajas moldeadoras de la cintura, del abdomen, de las piernas, de los brazos e incluso de nuestra cola. Siempre digo que lo mágico de este tipo de fajas, es que también pueden ayudarnos a reducir y moldear varias partes de nuestro cuerpo ¡al mismo tiempo!

Sin embargo, la magia no acaba allí, ya que las fajas de Forma Tu Cuerpo están hechas para todo tipo de cuerpos, talles y medidas. No importa el cuerpo que tengamos, siempre hay una faja reductora para nosotras, e incluso para aquellos hombres que también están buscando reducir sus medidas, ya que existe una línea masculina que también se adapta a las necesidades de ellos.

Recuerda que la elección de una faja reductora es muy importante, ya que serán compañeras que estarán con nosotros por un largo periodo de tiempo. La faja reductora que elijamos debe cumplir con las condiciones que necesitamos, además de ser del talle correcto y la compresión adecuada.

La faja que escojamos debe ser muy cómoda, y de un color que se disimule con nuestra ropa, para moldear nuestra figura de forma desapercibida y evitando que se note que llevamos puesta una faja. Esto también ayudará a que sea versátil y a que puedas usarla con ¡todos los atuendos que desees!

Una de las tantas razones por las cuales me encantan las fajas de uso diario, es por los materiales con las que están hechas. La mayoría de las fajas de uso diario de Forma Tu Cuerpo están hechas de una lycra suave, con componentes que ayudan a evitar la apariencia de piel de naranja y celulitis. También tienen un material conocido como Powernet, que se siente un poco más tenso pero que ayuda a la compresión de las zonas que queremos reducir. Las fajas tienen lo que llamamos, telas inteligentes, ya que contribuyen al cuidado y protección de nuestra piel, y utilizan una tecnología especial llamada Nilit Innergy, que permite aliviar la fatiga muscular y mejorar a su vez la elasticidad muscular durante nuestras actividades diarias. 

Sea cual sea la faja que elijamos y consideremos que se adapta a nuestras necesidades, lo ideal es que tomemos la decisión de usar faja todos los días y ser disciplinados con ello. Debemos tener en cuenta, que, si bien las fajas reductoras nos ayudan a reducir medidas en cuestión de minutos, también nos ayudaran a moldear nuestra figura naturalmente a largo plazo.

En Forma tu Cuerpo tenemos una gran variedad de modelos, para que puedas elegir las que mas desees y se adapten a tus necesidades. Te doy algunos ejemplos:

 

Fajas Colombianas tipo chaquetillas

Cuando queremos reducir nuestra cintura, podemos usar fajas como la Caribe Chaleco, la Cinturilla control de Abdomen y Cintura, o la faja Forma tu Cuerpo Jacket tipo Chaquetilla, que también nos da control sobre nuestros brazos. Para reducir abdomen, podemos usar la Faja Media Pierna con tiras negras (¡que también ayuda con nuestras piernas y glúteos!), o la Faja Media Pierna Tira Ancha con Gafete Central (¡plus de control de brazos!), o la Faja Media Pierna con Tiras. Para esos rollitos de la espalda, mis grandes enemigos, tenemos fajas como la Faja Tira Ancha línea Oro, o la Faja Media Pierna Tira Ancha, o incluso la Torero, que es correctora de postura y control de brazos, y una de mis favoritas, la Faja Media Pierna Tira Ancha Línea Oro.  En nuestra línea masculina, la Faja Masculina Buceo es ideal para reducir medidas en el abdomen y piernas, y la Faja Forma tu Cuerpo tipo chaleco ¡no se queda atrás!

Una vez que elegimos la faja que mas se adecúa a nosotros, debemos usarla todos los días, y el proceso de colocarla es algo que se puede realizar en ¡dos minutos! Esto dependerá del tipo de faja que vayas a utilizar, pero los pasos a seguir son muy parecidos entre sí:

Si es una faja estilo chaquetilla:

  1. Coloca primero las mangas de la faja
  2. Cierra el primer broche (el más cercano a tu pecho)
  3. Cierra todos los broches, desde arriba hasta abajo. Puedes hacer esto mirándote a un espejo
  4. Y ¡listo!

En este video te muestro cómo me pongo la faja Chaquetilla:

Si es una faja de broches:

  1. Te colocas primero la faja por las piernas, y la subes hasta arriba
  2. Comienza a cerrar los broches desde abajo hacia arriba, en la hilera de broches con el cual te sientas más cómoda
  3. Cierra hasta el último broche, la faja debe quedar al ras del busto

Si es una faja de cremallera:

  1. Te colocas primero la faja por las piernas, y la subes hasta arriba
  2. Cierra el primer broche y subes la cremallera hasta allí
  3. Cierra la faja broche a broche, y subiendo la cremallera de a poco
  4. Cierra hasta el último broche, y subes la cremallera hasta que la faja quede cerrada al ras del busto

Si es una faja de cinturillas:

  1. Comienza cerrando el primer broche que esta debajo del busto
  2. Coloca broche a broche hasta terminar
  3. Acomoda tu cinturilla

Si es una faja chaleco:

  1. Coloca primero los brazos
  2. Acomoda la faja chaleco
  3. Inicia cerrando el primer broche que esta debajo del busto
  4. Cierra broche a broche
  5. Acomoda nuevamente y ¡listo!

En este tutorial te muestro cómo colocarte cada faja:

En este link puedes ver la transformación de Nataly al momento de usar faja:

Definitivamente las fajas reductoras son un producto que una vez que empieces a usarlo, ¡no querrás dejarlo! Las razones para usarlas son muchísimas, pero principalmente piensa que, si quieres moldear tu figura, reducir centímetros y lucir espectacular todos los días (y en especial durante estas fiestas que se acercan), ¡una faja reductora es tu solución!

¡Hasta la próxima!

Con cariño,

Rocío ❤


Publicación más antigua Publicación más reciente


Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados

[powr-social-media-icons id=1ce969fe_1494906313]